TLAXCALA تلاكسكالا Τλαξκάλα Тлакскала la red internacional de traductores por la diversidad lingüística le réseau international des traducteurs pour la diversité linguistique the international network of translators for linguistic diversity الشبكة العالمية للمترجمين من اجل التنويع اللغوي das internationale Übersetzernetzwerk für sprachliche Vielfalt a rede internacional de tradutores pela diversidade linguística la rete internazionale di traduttori per la diversità linguistica la xarxa internacional dels traductors per a la diversitat lingüística översättarnas internationella nätverk för språklig mångfald شبکه بین المللی مترجمین خواهان حفظ تنوع گویش το διεθνής δίκτυο των μεταφραστών για τη γλωσσική ποικιλία международная сеть переводчиков языкового разнообразия Aẓeḍḍa n yemsuqqlen i lmend n uṭṭuqqet n yilsawen dilsel çeşitlilik için uluslararası çevirmen ağı

 11/12/2018 Tlaxcala, the international network of translators for linguistic diversity Tlaxcala's Manifesto  
English  
 EDITORIALS & OP-EDS 
EDITORIALS & OP-EDS / Alexis Tsipras, versión 3.0: cooptado por la Santa Alianza de los sociatas* y los jesuatas**
Date of publication at Tlaxcala: 07/10/2014
Original: Alexis Tsipras, version 3.0 : coopté par la Sainte Alliance des Socialos* et des Jèzes**
Translations available: English  Italiano  Ελληνικά 

Alexis Tsipras, versión 3.0: cooptado por la Santa Alianza de los sociatas* y los jesuatas**

Fausto Giudice Фаусто Джудиче فاوستو جيوديشي

Translated by  María Piedad Ossaba

 

Descubrí la existencia de Alexis Tsipras hace bastantes años, cuando era el joven y desconocido líder de un grupúsculo izquierdista del que nadie había oído hablar fuera de su país, Grecia. Fue navegando al azar por la red, que encontré un vídeo de un grupo de estudiantes que se dedicaban a una especie de happening de bondage sobre Tsipras, que, risueño, se dejaba atar sobre una silla.

http://tlaxcala-int.org/upload/gal_9088.jpg

 

Mi primera reacción había sido: « Ach! Die junge Garde des Sekretariats! » La joven guardia del  secretariado: es así que se llamaba en la Alemania de los años 70 a los jóvenes socialistas, generalmente de tendencia izquierdista, que, una vez pasada la treintena, se convertían en caciques del partido social-demócrata. Se ha visto el mismo fenómeno en toda la social-democracia europea.

  http://spaledante.files.wordpress.com/2011/08/emsaeulisidood.jpg?w=700 

Para mi generación, impregnada de historia de las revoluciones aplastadas en Europa, la social-democracia original – germánica y escandinava – aproximadamente en 1919 dejó de ser un partido de la clase obrera para convertirse, en el mejor de los casos (en la Viena roja de los años 1920) en un partido para la clase trabajadora. Cuando la clase obrera y los soldados alemanes se rebelaron en 1918, dirigidos por la Liga Espartaco de Rosa Luxembourg y Wilhelm Liebknecht, ¿quién dirige la represión? El socialdemócrata Noske, apodado rápidamente el Bluthund (sabueso), por haber declarado siendo Ministro de guerra: « Necesitamos a alguien para jugar el papel de sabueso: no le temo a las responsabilidades». Fue Noske, apoyado por su partido, liderado por Friedrich Ebert, quien rápidamente se convertiría en el presidente de la patética República de Weimar, quien organizó la masacre de obreros y soldados organizados en los consejos (soviets) en Kiel y luego, en enero de 1919, en Berlín. Sus cuerpos francos (paramilitares) asesinaron, entre muchos otros, a Rosa Luxemburgo y Karl Liebknecht.


 

 


El sexteto de «comisarios del pueblo» socialdemócratas que proclaman la República de Weimar

http://www.allmystery.de/i/t54c14f_malsovverraten12106.jpg

« Wer hat uns verraten ? Sozialdemokraten. Wer hatte recht? Liebknecht ! » (¿Quién nos ha traicionado? Socialdemócratas. ¿Quién tenía razón? Liebknecht) : ese refrán «rojo» de los años veinte se puso de nuevo de moda en los años sesenta, cuando la juventud radical - la « generación de 1968 », antes de la carta – enfrentaban a la socialdemocracia, aliada (¿ya ? ¡pues sí!) en una «gran coalición» con los democristianos, implementando su «aggiornamento» que se remonta a 1959, cuando, en Bad Godesberg, el SPD había oficial y definitivamente abandonado cualquier referencia marxista, adoptando como lema «el mercado tanto como sea posible, la intervención pública tanta como sea necesaria».
Entre 1920 y 1960, mucha agua corrió bajo los puentes de Berlín: a la caída del régimen nazi, nuestros buenos socialdemócratas, regresando en el equipaje de los «Libertadores» aliados, se pusieron naturalmente al servicio de estos, mientras que sus primos comunistas se lanzaron en la aventura de un socialismo prusiano a la sombra del Gran Hermano soviético.
Y fue así que durante 40 años tuvimos dos Alemanias por el precio de una. Cuando los estudiantes en rebelión distribuían panfletos en las calles de Berlín, Múnich, Hamburgo y Fráncfort, contra la guerra de Vietnam, contra las leyes de excepción establecidas por la « gran coalición» negra roja, el alemán promedio que pasaba por allí les lanzaba: « Si no eres feliz vete al otro lado», en otras palabras: «Si nuestro paraíso democrático capitalista no te conviene, vete a vivir en el infierno alemán del este del 'socialismo real'. » El discurso diario de Samaras (primer ministro de derecha) y de Alba Dorada (grupo nazista) en Grecia contra los « rojos» sólo repite estas viejas letanías, mucho después de que desapareció la Unión Soviética.

Luego vino el 89 y la reunificación. No fueron sólo los territorios alemanes que fueron reunificados, sino también el paisaje político: los residuos de izquierda comunista estalinista y de social-demócratas críticos aún atados al marxismo también se reunificaron para constituir un partido que se puso en cuerpo y alma bajo el control de los socialdemócratas, silenciando a los disidentes por los métodos de uso acostumbrados en todos los partidos que padecen cretinismo parlamentario. Este partido, Die Linke (La Izquierda), ya que hay que llamarlo por su nombre, hoy entró plenamente en el sistema de la democracia representativa, parlamentaria, corrupta y belicista. Es aquí donde volvemos al compañero Tsipras.
 
Su partido, SYRIZA, en el momento en que escribo, está acreditado con el 36% de intenciones de voto. Las nuevas elecciones pueden ser anunciadas en cualquier momento por el Primer Ministro griego de derecha, Samaras, que está en discusión con la patrona, estoy hablando de Angie, la cancillera Merkel, para tomar una « decisión », que se aparentará más a un DIKTAT que a otra cosa. Concretamente todo deberá desarrollarse en febrero próximo cuando el parlamento deberá elegir a un nuevo presidente de la República. A la «gran coalición» Nueva democracia-PASOK, le hace falta la veintena de diputados indispensables para alcanzar la cuota necesaria de voces (180) para validar la elección. Si no lo consigue, solo le quedaría a Samaras disolver el parlamento y organizar nuevas elecciones.

 

Por consiguiente, Tsipras se ve ya Jefe de Gobierno en Atenas. Pero en vista de que los resultados de las elecciones democráticas, en la buena vieja Europa democrática, se deciden en los corredores del poder antes de ser sancionadas por las urnas, él se agita en todas direcciones.

Es preciso que obtenga el fuego verde de los patrones de Europa, que encuentre aliados para colmar la brecha entre los 36% que se le acreditarán y los 51% (de hecho menos, puesto que en el sistema griego, el partido que esté a la cabeza de las elecciones recibe una bonificación de 50 plazas) que necesitaría para poder « gobernar ». Pues adoptó la vía del compromiso y de la «renovación ». Primero, hizo lo posible para deshacerse del ala izquierda de Syriza, sin conseguirlo por el momento. Luego puso agua en su retsina, dejando de atronar contra la Unión Europea, Bruselas, Fráncfort y Berlín. Ya no se trata de salir del euro. Tampoco de negarse a pagar la deuda odiosa de Grecia. Ni de organizar manifestaciones en la calle, protestas populares para responder a la enorme indignación del pueblo griego y canalizarla hacia mañanas más felices.


El personal del Hospital de Kilkís provoca un movimiento de ocupación autoorganizado de su hospital amenazado de cierre. ¿Quién se opone al hecho y hecha por tierra el proyecto? Los dirigentes sindicales vinculados a Syriza.
 
Las 595 limpiadoras del Ministerio de Finanzas son despedidas, para poner a prueba las reacciones a la depuración de los servicios públicos requeridos por la Troika (Comisión Europea, Banco Central Europeo y FMI): organizan la resistencia y piden una jornada internacional de solidaridad. ¿Quién les pone trabas, ordenando a todas sus secciones de Europa no responder a las llamadas de comités locales de solidaridad con el pueblo griego? Syriza.
 
El gobierno griego introduce nuevos impuestos grotescos (inmobiliario y sobre combustible doméstico) para presionar a la población, amenazada con las peores sanciones por falta de pago. ¿Quién se niega a organizar movimientos colectivos y solidarios de impago de los impuestos injustos? Syriza.
 
Durante este tiempo, el jefe viaja. En septiembre, ha estado en cuatro lugares, Tesalónica, Viena (Austria), Cernobbio (Italia) y la ciudad del Vaticano. Seguramente hizo otros viajes interesantes, pero al no disponer de un servicio de inteligencia profesional, me limitaré a mencionar estos cuatro episodios.
 
En Tesalónica, Tsipras presentó el programa (electoral) de su partido. Comentario de Giorgos Delastik, periodista de izquierda: « Comparando los compromisos de Tsipras con los de Caramanlis (Primer Ministro de derecha) en 2009, estos últimos parecen de izquierdismo puro ». No hay nada que añadir.
 
En Viena, Tsipras, invitado por el Foro Bruno Kreisky, hizo un conmovedor discurso tratando de llegar a los socialdemócratas alemanes y austriacos para que unidos «salven la Unión Europea» de los malos neoliberales de Berlín y Fráncfort: «Vamos a ganar las próximas elecciones, los necesitameros». En resumen, lo hemos comprendido, SYRIZA simplemente se presenta como el nuevo PASOK y les apuesto que no va a tardar de ser cooptado en la Internacional Socialista. Les recomiendo la lectura de esta obra de antología a los lectores que comprenden inglés, vale su peso en sal marina Jónica: http://yanisvaroufakis.eu/2013/09/24/alexis-tsipras-at-the-kreisky-forum-vienna-the-complete-speechaddress-to-austrian-social-democrats

 
 
En Cernobbio, al borde del lago de Como, Tsipras fue invitado a la Villa d'Este - el « hotel más hermoso del mundo» - al Foro anual de la Fundación Ambrosetti, un tipo de Club Bilderberg bis, con rostro un poco más humano, pero con los mismos objetivos y métodos: reunir a las personas más importantes del mundo para elaborar las tácticas de poder para el próximo período.
 
Finalmente, para rematar, nuestro valiente Alexis viajó a la ciudad del Vaticano para reunirse con Su Santidad en persona durante 35 minutos, al final de los cuales nuestro primer ministro in spe ha constatado « sorprendido», muchas convergencias entre Syriza y la iglesia católica, apostólica y romana. Nuestro buen jesuita de Bergoglio, tuvo para él, una exquisita frase: « Tsipras no es de izquierda, sólo su programa lo es». Implícito: los programas, se pueden cambiar. Para su audiencia, Tsipras fue asesorado por dos raros personajes con olor de Imperio Austro-Húngaro y que no habrían deslucido en una pieza de teatro de boulevard vienés, Walter Baier y Franz Kronreif.

Baier (izq.) y Kronreif antes de la audiencia papal


El primero fue el sepulturero del Partido comunista de Austria, quien liquidó la estructura y la propiedad, incluyendo la venta a los fascistas de un edificio ocupado por artistas de izquierda. Luego se convirtió en el ateo del servicio del Vaticano, con un lugar permanente en los encuentros ecuménicos anuales de Asís, con la participación de cristianos, judíos, musulmanes, budistas y ateos..., considerados una confesión entre otras.
 
En otras palabras, a la pregunta: « ¿Cuál es tú religión? », en Asís, se podrá tranquilamente responder: « Ateo ». Oficialmente, Baier es el coordinador de Transform! Europe, la bailarina, perdón, el « think tank » del Partido de la izquierda europeo, impulsado principalmente por Die Linke alemana y su Fundación Rosa-Luxembourg, dotada por el Estado alemán de un confortable colchón de millones de euros, que le permiten financiar revistas que nadie lee y distribuir octavillas en papel satinado en los Foros sociales mundiales, donde sus « militantes » son alojados en hoteles 5 estrellas, o a lo mínimo 4.
El segundo es uno de los líderes del movimiento de los Focolari (Focolares), que es uno de los « movimientos de masas» del Vaticano, que complementa el trabajo de Comunione e Liberazione y la Comunidad de San Egidio. Los Focolari son también ecuménicos en un sentido muy amplio, acogen no sólo protestantes, sino incluso musulmanes y ateos.
Nuestro Papa jesuita es un zorro sagrado. Dijo en junio: « Io dico solo che i comunisti ci hanno derubato la bandiera. La bandiera dei poveri è cristiana. La povertà è al centro del Vangelo. I poveri sono al centro del Vangelo» (Sólo digo que los comunistas nos robaron nuestra bandera. La bandera de los pobres es cristiana. La pobreza está en el centro del Evangelio. Los pobres están en el centro del Evangelio). Y los 35 minutos de audiencia han batido el record de duración jamás concedida por un Papa a cualquier dirigente de izquierda. Pero tiene todo lo necesario para no sólo arrebatarles a los rojos no sólo la bandera que les robaron sino incluso para convertirlos a la « doctrina social» de la Iglesia católica, apostólica y romana.
 
Para concluir: armado caballero por la social-democracia germánica, cooptado por la flor innata de los decisores políticos y económicos del continente, y bendecido por Su Santidad, Alexis Tsipras está orbitando ahora muy lejos del martirizado pueblo que ha hecho de él lo que parece ser. La pregunta sigue siendo si será capaz de evitar el destino de Iridium 33 y Cosmos 2251, otros dos satélites artificiales que se pulverizaron mutualmente en una colisión en el espacio en 2009. El satélite Tsipras 3.0 corre el riesgo de autopulverizarse y no habrá nadie para derramar una lágrima sobre su suerte. Lo habrá buscado.
 
Creo comprender la mezcla de desesperación y de esperanza del pueblo griego y sus alas corrientes. Compañer@s, solo tengo una cosa para decirles: hagan suyo el lema de nuestros hermanos zapatistas: "¡Para todos todo! ¡Para nosotros nada ¡Mandar obedeciendo!" La única solución posible reside abajo, en la auto-organización, a partir de las necesidades reales de la gente, para la defensa de los comunes, más allá de las diferencias ideológicas y sectarias, asesinas y estériles. Todo lo demás es sólo simulacro.

Notas

* Sociatas : social-demócratas

**Jesuatas : neologismo tlaxcaliano para designar a los jesuitas, rimando con sociatas

 

 

 





Courtesy of Tlaxcala
Source: http://azls.blogspot.com/2014/10/alexis-tsipras-version-30-coopte-par-la.html
Publication date of original article: 06/10/2014
URL of this page : http://www.tlaxcala-int.org/article.asp?reference=13619

 

Tags: Alexis Tsipras SYRIZA Grecia Social-demócratasForo KreiskyForo AmbrosettiVaticano cretinismo parlamentarioUnión Europea Europa Auto-organizaciónMovimientos SocialesRevueltas lógicas
 

 
Print this page
Print this page
Send this page
Send this page


 All Tlaxcala pages are protected under Copyleft.